Visto: 506 veces

Publicado el: Sábado, 5 de diciembre del 2015

Calor sin calentador

Sociedad Saltillo / Sexto Sentido

nt--newsouth3Saltillo,Coah.- Conoce algunos trucos caseros para mantener tu casa en una temperatura agradable durante los fríos días de invierno.

Las bajas temperaturas ya están aquí y uno de los lugares que más lo resiente es nuestro hogar. Y a decir verdad, la compra de un aparato calefactor que proporcione una temperatura estable a la casa, se vería reflejado en una factura bastante alta en el recibo de la luz.
Y la otra opción, menos conveniente, sobre todo por el peligro del monóxido de carbono, es un calentador de gas.
Es importante conservar el calor en el hogar para que cada uno de los integrantes de la familia se sienta cómodo, además de evitar enfermedades respiratorias. Y para ello no es necesario emplear un calentador eléctrico o de gas. Basta con que tomes las siguientes medidas para mantener el calor en tu hogar.

Ventila, pero no demasiado
La clave se encuentra en la energía solar, por ello debes buscar que el calor de fuera se guarde dentro para que no salga.
Sólo necesitas cinco minutos para ventilar la vivienda al completo, 10 si tus ventanas son pequeñas. Sólo toma en cuenta no hacerlo en momentos muy fríos y buscando siempre la presencia del Sol, es decir, al mediodía.

Divide y vencerás
Zonificar el calor es fundamental, pues evita que el frío se disperse por la vivienda. El hábito de cerrar puertas de estancias en las que no estamos, genera pequeños aportes de calor en las que sí estamos, proporcionando más confort en casa.

632761-1289889444-1-1

No le des la espalda al sol
Lo idóneo es que en el momento en que el sol entre a tu casa, tengas todas las habitaciones cerradas, pero sin algún obstáculo que no permita la entrada de la luz al interior, como persianas o cortinas. No abras las ventanas, de lo contrario se irá el calor, que poco a poco la casa ha ido acumulando. Por el contrario, cuando el sol se ponga, el proceso es al revés: cierra las cortinas y persianas para no permitir que el calor, consecuencia de la radiación infrarroja proveniente del sol, se esfume.
El orden del proceso no tiene relación a que si es en la mañana o en la tarde necesariamente: puede que tengas una habitación que por la mañana no reciba luz alguna mientras que por la tarde sí, por lo que es entonces cuando debe aprovechar la influencia solar.

La cinta adhesiva, una aliada
Una solución bastante económica que puedes encontrar en cualquier ferretería es la cinta adhesiva aislante, que puedes emplear para tapar fisuras existentes en puertas, ventanas y hasta rendijas, con el fin de no permitir el paso a la circulación de aire de un cuarto más cálido a otro más frío.

Elige bien el árbol
Si puedes, intenta que ningún tipo de árbol impida que los rayos del sol entren por tus ventanas. Si es de hoja perenne, del tipo naranja o pino, opta por podarlo para evitar el bloqueo de los rayos ultravioleta.
Los expertos recomiendan que escojas parras o almendros, los cuales carecen de hojas que no obstaculizarán al sol, mientras que en verano refresca bajo su sombra.

Los colores, cuestión de estado
¿Has escuchado que vestir de color negro en pleno verano, te hará sentir más calor? Pues bueno, esto se debe a que los colores y la temperatura tienen una estrecha relación. Cuanto más oscuro sea un objeto, más calor absorbe.
Un estudio de la Universidad Estatal de Campinas, en Sao Paulo, Brasil, arrojó que el negro capta el 98% del calor que le llega, seguido del gris (90%) y verde oscuro (79%). Por supuesto, esta premisa también se aplica en el hogar. Esto es debido a que los colores blancos o claros absorben el sol, pero devuelven el espectro de luz, de manera que filtran poca energía. Así que ahora que tienes estos datos, no estaría mal que en una tarde fría tengas un sillón negro donde puedas recostarte a tomar un poco de calor.

Alfombras mágicas
Dentro de la casa el suelo es el elemento que mayor pérdida de energía tiene a lo largo del invierno. En dicha temporada, está a una temperatura media de 10 a 12 grados centígrados, mientras que en verano sube hasta los 16 grados. La solución es el uso de soluciones textiles, como las alfombras que, sin ser aislantes, conservan las altas temperaturas.



Más videos >

nt-mujeres-bostezos_3Ciudad de México.- A quién no le ha pasado: dormir unos minutos más, o que te salgan planes de último minuto en la noche. Aunque no tendrás tiempo de hacer un maquillaje supercomplicado, sí podrás quedar bonita con un maquillaje simple. Y ya no parecerá que has dormido solo cinco horas. Bueno, quizá se note por el ocasional bostezo.

Otras situaciones de emergencia

Cuando vas a viajar

No sobrecargues tu maleta: puedes usar otros recipientes para llevar solo la cantidad necesaria. Es más, los estuches de lentes de contacto te servirán para llevar cremas en el avión, dado que la altitud reseca tu piel. Según el sitio de belleza Allure, a 10 mil metros de altura la humedad en la cabina es del 20 %, y nuestra piel está acostumbrada a estar en un 40 a 70 % de humedad. Lleva una crema con ácido hialurónico: este producto tiene una gran capacidad de adherirse a la poca agua que hay a esta altura. Recuerda cargarla en un recipiente de 100 ml o menos.

mujer-viajar-avion

Cuando no tienes espejo

El maquillaje no dura todo el día, así que si los tuyos son largos es posible que te encuentres haciendo retoques en cualquier lugar. Y a veces la ventanilla del transporte público o tu celular no son buenas guías, por eso te damos estos consejos.

maquillaje-calle

Aplica poca base y finalízala con la esponjita, esto evitará que quede demasiado marcada. Si notas que has aplicado demasiada base, consigue agua micelar en spray: esparciéndola sobre tu rostro, quitará el exceso. Es recomendable que no uses delineador líquido: si ya es difícil con espejo, imagínate sin él. Pasa un lápiz delineador por la línea de tus pestañas, y evita el cat eye, dado que no puedes medir si te quedó igual de los dos lados.

Usa tus manos para guiarte: el contorno debería ir por debajo de la línea del pómulo y hasta dos dedos antes de llegar a la nariz. El rubor, directamente sobre el pómulo, pero debe terminar antes. El iluminador se aplica en la cara inferior externa de las cejas, en la línea central de la nariz y en el arco de cupido. Toca la línea de tus labios suavemente para aplicar labial. Y el último consejo: si te parece que todo está suficientemente difuminado, no lo está. Pasa algunas veces más la brocha.

¿Te dormiste? Te salvará este maquillaje de emergencia en 3 minutos