Visto: 314 veces

Publicado el: Sábado, 16 de febrero del 2019

Vicente Castellanos con el ritmo en la sangre

Sociedad Saltillo / Elite / Rostros / Texto: Fernando Mendiola Fotos: Enrique Alvarez del Castillo

nt-15-1Saltillo, Coah.- Ingeniero de profesión y maestro de baile por vocación, este cubano llegó a México movido por el amor y es en Saltillo en donde actualmente desarrolla una de sus más grandes pasiones.

El baile, una de las más grandes pasiones del ser humano y manifestación artística que adquiere diversos matices de acuerdo a los ritmos.

No basta poseer el talento para el baile, sino que hay que explotarlo ya sea dedicándose a bailar o bien enseñando y compartiendo experiencia y conocimientos con los demás.

Así es justamente como Vicente Castellanos vive su vida, expresándose a través del baile de ritmos latinos y cubanos y enseñando a los saltillenses amantes de estos ritmos a sentir la música en su cuerpo contagiándolos de una verdadera alegría.

DE INGENIERO A MAESTRO DE BAILE

¿Cuál es tu profesión y a qué te dedicas?

Soy ingeniero en geología de profesión y a eso me dediqué en Cuba después de haber estudiado la carrera por cinco años en el Instituto Superior Minero Metalúrgico de Moa, al graduarme me regresé a mi ciudad y comencé a trabajar en una empresa del ramo en donde estuve por 8 años, llegando a ser jefe de proyectos y con personas a mi cargo, pero la vida da muchas vueltas y el baile me llega de familia y recuerdo siempre que mi papá siempre celebraba su cumpleaños con baile, comida y todo y así fui creciendo dentro de ese ambiente en donde había baile y me llega de esa manera, fui creciendo y aprendiendo poco a poco con mis primos, mis hermanos, con los amigos y me fui haciendo bailarín poco a poco.

¿Qué era lo que bailaban en tu casa?

De manera general, música cubana esencialmente como el son cubano, timba cubana que viene siendo la versión actual del son, merengue, porque en Cuba gusta mucho el merengue dominicano y fusiones con rumba y crecí con todas esas sonoridades y lo fui aprendiendo hasta irme convirtiendo en bailador.

¿Sigues ejerciendo como ingeniero?

Más bien estoy como docente impartiendo clases en una universidad y al mismo tiempo me estoy dedicando a la academia por las noches.

EL PODER DEL AMOR

¿Cómo se dio tu salida de Cuba y tu llegada a México?

Es una historia muy interesante que no se puede omitir y es que resulta que todo sucedió por amor. Yo tengo un buen amigo cubano y que vino a residir a Saltillo hace años y conoció a una persona que después me presentó con la que intercambiamos comunicación y muchas cosas y resulta que esa persona se convirtió en mi esposa y esa fue la razón principal que me trajo acá a México y la verdad es que jamás me pasó por la cabeza venirme a vivir a México, pero cuando la conocí y nos tratamos, nos fuimos enamorando. Ella fue a Cuba a conocer a mi familia, yo conocí a la suya, pasó un tiempo hasta que pensamos en algo ya más serio, fue así que nos casamos en Cuba, se hizo una celebración muy familiar.

Yo seguía trabajando en Cuba, pero había que decidir qué hacer, porque o yo me venía a México o ella se iba para allá, pero era algo que en definitiva se tenía que hacer porque no se puede tener un matrimonio a distancia y la decisión final, después de trámites y papeleo, fue que yo me viniera a vivir a México y aquí estoy.

¿Cómo te diste cuenta que el baile era algo más que sólo un pasatiempo?

De eso me di cuenta desde que vivía en Cuba, al crecer me hice consciente de lo que podía hacer y no había fiesta en la empresa en donde yo trabajaba en la que yo bailara con 7 o 10 mujeres, las sacaba a bailar y trataba de pasármela bien en eventos, en congresos y después de ese tiempo llego a México y una amiga me preguntó que por qué no enseñaba a bailar, yo le respondí que me gustaba bailar pero que no me dedicaba a eso y mucho menos a dar clases, le dije que yo era ingeniero y me dedicaba a otras cosas y la verdad lo tomé como un juego.

Después me fui a vivir a Monterrey y ahí conozco amigos cubanos y conocí a uno en especial que un día me invitó a su cumpleaños y obviamente hubo música y fiesta, fui acompañado de mi esposa y nos pusimos a bailar y recuerdo que había unos amigos mexicanos y me pidieron que los enseñara a bailar y quise enseñarles algunos pasos en ese momento, pero lo que ellos en realidad querían era lo que los enseñara a bailar, dándoles clases formales de baile y lo tomé como una broma, pero cuando terminó la fiesta me volvieron a contactar y a pedirme que realmente les enseñara a bailar y entonces fue cuando ya lo tomé un poco más en serio y me di cuenta de que sí podría ser, así que me puse de acuerdo con ellos para elegir un tiempo, ellos buscaron el lugar, buscaron las personas para armar un grupito de alrededor de 10 personas y que pudiera haber una remuneración, así comencé a dar clases todos los sábados por la tarde saliendo de mi trabajo. Las clases eran en una terraza en casa de una de las chicas del grupo.

Posteriormente me puse en contacto con el dueño de un gimnasio que se mostró interesado en que yo diera clases en su local porque él quería introducir cosas nuevas y estuve ahí dando algunas clases, pero en eso se presentó la oportunidad de venir a Saltillo y conocí a otro cubano en un antro de baile de la ciudad. Él fue fundador de la academia en la que estoy trabajando, pero resultó que por cuestiones personales se fue a vivir a Monterrey, así que la academia se iba a quedar sin maestro, pero él me había visto bailar y me ofreció dar clases, entonces se organizó una fiesta para despedirlo y al mismo tiempo darme la bienvenida y pasé a convertirme en el maestro titular de la academia Salsa Casino con sabor a Cuba de Saltillo, y eso marcó un cambio radical en mi vida porque pasé de ser un ingeniero dedicado a su profesión a ser un maestro de una academia tomando las cosas más en serio, con más rigor, más técnica, como una disciplina, teniendo horarios y de tratar con las personas para enseñarles, fue todo un reto, pero al mismo tiempo fue todo un placer.

¿Qué te ha parecido México?

Tengo mucho amor por México, porque sé que México y Cuba tienen relaciones de años, de siglos y la historia entre ambas naciones está muy ligada, comenzando porque las embarcaciones de Hernán Cortés que llegaron a México en la época de la conquista salieron del puerto de Santiago de Cuba, mi ciudad, además, dentro de la América Colonial Española, los puertos más importantes para el comercio de aquellos años  eran Veracruz, La Habana y Cartagena de Indias y todo lo que salía de México tenía que pasar por Cuba, es decir, que un intercambio comercial entre México y Cuba se dio desde el principio y las culturas de ambas naciones fueron pasando de un lado a otro, además del héroe nacional de Cuba, José Martí, vino muchas veces a México, terminó  convirtiéndose en el yerno de Benito Juárez y muchos ejemplos más de la relación entre los dos países, entonces creo que mi situación de vivir aquí ahora no fue algo fortuito, siento que el destino estaba ya trazado.

14-1

INFLUENCIA CUBANA

Culturalmente hablando, específicamente de la música ¿qué te gusta de la música que se escucha en México?

Comenzaré por decir que en Cuba, toda emisora de radio que se respete o en las principales emisoras del país, tienen un programa de música mexicana y perece increíble, pero en México mucha de esta música no se escucha, pero en Cuba se escuchan, los ponen en la radio porque en Cuba la música mexicana es muy querida, esa música que transmite muchos sentimientos, nosotros la hemos recibido muy bien, no se baila o no se baila bien, pero la gente la escucha.

Yo soy muy abierto a los estilos, me gusta igual el pop o el rock, que no me dejan de gustar sólo porque sea cubano y que sólo me gusten nada más los ritmos latinos o la salsa, me gusta de todo, bailo de todo, desde un reguetón hasta un pop o un rock, disfruto la música en general, no tengo preferencia específica.

¿Qué ritmos cubanos consideras que han sido los más influyentes en México?

Quizá acá en el norte no se escuche tanto lo cubano, pero la música cubana si llega a México, de hecho Cuba tiene grandes influencias musicales grandísimas en México como el danzón, que surgió en Cuba y llegó a México, fue adoptado y gustó tanto, que es un ritmo que actualmente se baila más aquí en México que en Cuba, incluso aquí se tiene una manera muy propia de bailar el danzón.

Por otro lado, no se puede hablar de la época del cine de oro mexicano, sin hablar de las famosas rumberas cubanas, aquellas que salían en las películas bailando o no podemos dejar de mencionar a Pérez Prado, creador del mambo y era todo un showman  y es mambo cubano vino a parar a México y eso nos habla de que hay mucha influencia musical de Cuba en México.

Otro ritmo es el cha cha cha y qué decir del son cubano, se tocó en varios lugares del mundo y comenzó a ejercer influencia, de hecho me gustaría investigar si el son veracruzano tiene algunas influencias del son cubano.

¿Crees que los ritmos latinos están hechos para que los bailen sólo los latinos?

Yo creo que la música está hecha para todos, por ejemplo, en Japón hay personas que bailan tan cubano que mejor que muchos cubanos, en el caso de la música cubana, esta llegó para quedarse, nació y se expandió al mundo y ha llegado a colocarse en una posición tan grande que se baila en Rusia, en Japón, en Australia, de hecho hay cubanos en casi todo el mundo, y en las principales ciudades del mundo hay cubanos que enseñan a bailar y si no es por cubanos, es por otros latinos que adoptaron la música cubana o comercialmente conocida como salsa, incluso creo que si le buscamos bien, hasta en Alaska encontraremos a alguien que enseñe.

¿A quiénes admiras en el mundo de la música y el baile?

Pudiera comenzar por Gilberto Santa Rosa, Marc Anthony, crecí escuchándolo y me encanta su música y sus letras, también me gusta el puertorriqueño Víctor Manuel y de mi tierra entre los grandes clásicos admiro a Pupy Pedroso y Los que son son, Irakere y admiro a muchos más que quizá no sean tan conocidos fuera de Cuba pero que allí son un ícono. Lamentablemente todo es cuestión de marketing, no tener a alguien que los patrocine y una buena disquera que los apoye, no son tan conocidos en el mundo pero son buenísimos, como los son Gilberto Santa Rosa, Marc Anthony o el Sexteto Santiaguero, que son de mi ciudad, Santiago de Cuba.

En cuanto a bailarines admiro a Maykel Fonts, Mandy y muchos más que son excelentes bailarines y mi ejemplo a seguir en este mundo del baile.

Algún mensaje final que quieras agregar para nuestro público.

La música cubana en esencia es la misma salsa y que se ha hecho un fenómeno popular al grado de que es interpretada no sólo por cubanos, pero ojalá puedan darse la oportunidad de escuchar cantantes cubanos que no son tan populares fuera de Cuba como un Compay Segundo, a Eliades Ochoa y a tantos artistas cubanos más. Es muy rica la música cubana y es de las cosas que no hay que perderse en la vida y que tienen que bailar.

15-1

Nombre: Vicente Castellanos Medina

Nacionalidad: Cubano

Lugar de nacimiento: Santiago de Cuba

Esposa: Nayeli García Posada

Profesión: Ingeniero Geólogo

Ocupación: Instructor de baile de ritmos cubanos

Redes sociales: Facebook / Academia baile cubano Saltillo

Fan page: Academia de Casino Cubano



Más videos >

nt-selfie-vacacionesCiudad de México.-  Uno se va de vacaciones para tener nuevas fotos muy lindas para postear en Instagram y recibir muchos likes.

Bueno, también por otras razones como salir de la rutina, descansar, conocer lugares nuevos y maravillosos, vivir experiencias inolvidables, estrechar lazos familiares, amistosos o románticos, y crear nuevos recuerdos futuros, en muchos casos memorables.

Pero qué bellas salen las fotos desde una playa del caribe.

Y, si uno no muestra en redes sociales la belleza del lugar que visita y lo feliz que se puede ser allí, ¿uno realmente está de vacaciones?

Después de todo la felicidad solamente es verdadera si es compartida, y con cuanta más gente la compartas mejor. Incluso hasta ese compañero de escuela que no ves hace años pero por alguna razón comenzó a seguirte en Instagram y likear tus fotos y comentar sobre la necesidad de volver a verse alguna vez.

putin-de-vacaciones9

Ocuparse de las redes sociales en vacaciones puede llegar a ser estresante.

Pues resulta que la industria de servicios piensa en todo.

Este hotel suizo ya descubrió la solución para que no tengas que estar pensando en todos estos detalles y para que la presión de las redes sociales no arruinen tus vacaciones.

Un encargado de Instagram

no_llevar_tu_celulalr_en_vacaciones3

La cadena de hoteles Ibis, en sus sucursales suizas de Ginebra y Zúrich, ya ha comenzado a ofrecer este original servicio, al que anuncian como un «encargado de redes sociales».

Aparentemente, la persona que realiza esta tarea es un influencer local, al que cada turista que así lo desee cederá el manejo de su cuenta de Instagram durante su estadía, para que este profesional se ocupe de tomar y postear las mejores fotos, y lidiar con las reacciones y comentarios.

«Disfruta de tu viaje sin el estrés digital» propone el hotel en su anuncio, «nuestro encargado de redes sociales se ocupará de tu perfil de Instagram para que puedas explorar la ciudad con tranquilidad».

«Nuestros profesionales de Instagram» continúa la descripción, «crearán los mejores posts en tu perfil mientras tu disfrutas de las vacaciones sin tener todo el tiempo un smartphone delante de tu vista».

Este es el video que el hotel lanzó para promocionar su servicio.

 

 

 

Pese a los apocalípticos y tradicionales augurios de que la tecnología acabaría con el trabajo humano, en este caso se ha creado un nuevo puesto laboral gracias a la tecnología y la obsesión del turista con Instagram.

Otra cosa que suele ser estresante durante las vacaciones es tener que volver. Ya llegará el día en que un experto en trabajos aburridos y rutinarios ofrezca sus servicios para que uno no tenga que atravesar por la presión de tener que armar las maletas y abandonar la paradisíaca playa.

¿Las vacaciones soñadas? Este hotel suizo ofrece un «encargado» de Instagram que publica por ti