Visto: 130 veces

Publicado el: Sábado, 23 de septiembre del 2017

Siestas infantiles ¿Cuánto tiempo es el apropiado?

Sociedad Saltillo / Elite Sábado / Gibrán Valdez

nt--o-BABY-SLEEPING-CRIB-facebookSaltillo,Coah.- Que los pequeños descansen durante el día es importante, sin embargo, la duración de este momento dependerá de su edad.

El descanso es un elemento imprescindible para la vida de cualquier ser humano, pero lo es aún más en el desarrollo de los niños pequeños, porque necesitan una gran cantidad de energía para hacerle frente a todas las actividades que se les presentan en su rutina diaria: ir a la escuela, jugar con sus amigos, hacer los deberes de la casa, entre otros.

Para recobrar fuerzas, no hay nada mejor que dormir bien, y esto no sólo se puede realizar durante la noche, pues en el transcurso del día las siestas pueden contribuir de gran manera a relajar a tu pequeño, le ayudarán a estar de mejor humor y a reponerse de sus actividades matutinas.

Por lo anterior, se recomienda que durante los primeros años de vida de tus hijos, les permitas descansar un rato después de la comida, ya que esto repercutirá de manera positiva en su desarrollo.

En ese momento del día, dormir un poco le permitirá reposar la comida para recuperar sus energías y aguantar la jornada hasta la noche.

Pero, como padres, deben evitar abusar de las siestas y de poner a los niños a dormir más de lo necesario, por eso siempre deben de tomar en cuenta la cantidad de tiempo que su hijo ha dormido la noche anterior y el desgaste físico que ha realizado hasta ese momento del día.

Aunque hay niños que les basta con 20 minutos para reponerse de buena manera, habrá otros que duermen hasta dos horas, o al contrario, también están los pequeños que se niegan a tomar una siesta.

En esos casos, un factor clave para que los niños se animen a tomarse un momento del día para descansar y disfrutarlo, es un ambiente tranquilo que ayude a favorecer el sueño, además de una rutina establecida para dormir la siesta, más o menos en el mismo horario siempre.

Seguramente que a estas alturas te preguntas cuánto tiempo es el apropiado para la siesta de tu pequeño, porque quizás esto se pueda convertir en un problema para ti, que por dormir muchas horas durante la tarde, en la noche no logre concebir el sueño y termine por desvelarse, lo que sin duda afectará su rendimiento al siguiente día.

466489995

Es por eso que aquí te explicamos cuál es la cantidad de tiempo que tu hijo debe pasar descansando, según la edad que tenga, ya que esto constituye una parte muy importante para su desarrollo personal.

Del nacimiento hasta los 6 meses: en esta etapa, los bebés lactantes requieren dormir entre 14 y 18 horas diarias, aunque en esta etapa los recién nacidos descansan de una forma irregular, pero es alrededor de los 4 meses cuando su ritmo de sueño se vuelve más estable. En este período, los niños suelen dormir entre nueve y 12 horas por la noche, despertándose para comer, por lo que pueden llegar a tomar de dos a tres siestas durante el día, de 30 minutos a dos horas cada una.

De los 6 meses al primer año: ya con su reloj biológico más estable, en esta edad los niños suelen dormir unas 14 horas al día, tiempo en el que se incluyen dos siestas con duración de 20 minutos en algunos bebés o de varias horas en otros. En esta etapa, los pequeños comienzan a dejar de lado la necesidad de despertarse por la noche para comer, lo que ayuda a regularizar el sueño en ellos.

De 1 a 3 años: con más actividades por realizar, los niños en estas edades requieren de entre 12 y 14 horas de sueño, con una siesta incluida que va de una a tres horas por la tarde, aunque hay pequeños en esta etapa que siguen teniendo la necesidad de dormir un poco más, tomando dos momentos de descanso en el día. La recomendación aquí será que no se le deje dormir cuando se acerque la noche o la hora de dormir, ya que esto puede influir para que se desvele y afecte así sus tiempos de descanso.

De 3 a 5 años: ya en una edad preescolar, lo ideal es que los niños descansen de 10 a 12 horas diariamente, tiempo al que se le puede incluir una siesta de 20 minutos durante la tarde. Es en esta etapa, durante o después de los 5 años, cuando algunos pequeños comienzan a dejar de tomar siestas.

De 5 a 12 años: en este período de tiempo, ya cuando las obligaciones se han acrecentado para los menores, lo más recomendable es que duerman entre ocho y 10 horas al día. En este rango de edad es de vital importancia que se eduque a los niños para que aprendan a regularizar su sueño y duerman lo suficiente, ya que son momentos en los que pueden querer pasarse la noche en vela con sus videojuegos favoritos, por ejemplo. Algunos pequeños en estas edades, aún después de los 5 años, siguen necesitando tomar una siesta de 20 a 40 minutos por la tarde, pero a veces por sus actividades será complicado que lo hagan cotidianamente, en esos casos lo más indicado será que se acuesten más temprano de lo habitual por la noche.

shutterstock_149893328

DORMIR BIEN Y SU IMPACTO POSITIVO EN LA VIDA

Dormir la siesta brinda importantes beneficios para el desarrollo infantil, por lo que se trata de un hábito que sería bueno fomentar en la familia.

Entre los aportes positivos destacan los físicos y los mentales pues, según los especialistas, dormir lo necesario ayudará a los niños a crecer más sanos y con mejores condiciones intelectuales.

Durante el ciclo del sueño se regulan las funciones cardiovasculares, respiratorias y endocrinas, además de liberarse la hormona del crecimiento durante la infancia, lo que es fundamental para el desarrollo de los menores.

Así mismo, se ha comprobado que dormir bien, en cualquier etapa de la vida, favorece la organización de la información que se ha obtenido durante el día, ayudando de esta manera a la maduración cerebral.

De esta manera, el dormir apropiadamente no sólo funciona para reponer la energía gastada con las múltiples actividades de la jornada, también ayuda mucho en los procesos de aprendizaje, a consolidar los nuevos conocimientos y agudizar la memoria.



Más videos >

nt-festival-luces-tailandia_1Ciudad de México.- Uno de los festivales más populares de Tailandia es el Yee Peng Lantern Festival, también conocido como el Festival de las Luces, en Chiang Mai.

Este festival se celebra en el norte de Tailandia cada año, en la luna llena del duodécimo mes lunar del calendario tailandés, que normalmente cae en noviembre. Yee Peng es un festival budista que marca el cambio de estación y se centra en dar la bienvenida a nuevos comienzos.

La celebración para un comienzo próspero

festival-luces-tailandia_2

Para este festival, las personas se reúnen con el fin de elaborar unas cestas flotantes hechas a mano, que se conocen como krathong, además de seleccionar flores, varitas de inciensos y velas.

Los kathrong son hechos de bambú o de un tallo de plátano y una vela. Son liberados en el río Ping o en los fosos de la ciudad, en un ritual que tiene como objetivo despedirse de lo viejo y darle la bienvenida a lo nuevo. En todo este proceso, la luz cumple un rol clave.

Las personas suelen sentarse a orillas del río, recitan sus plegarias y piden sus deseos antes de dejar el kathrong. Se cree que el deseo se cumplirá si la vela de la cesta se mantiene encendida.

Además de los kathrong, también se libera al cielo lo que se conoce como khom loy, que son linternas que se liberan para la buena suerte.

Un festival lleno de luz y color

festival-luces-tailandia_5

Cientos de cestas iluminadas, así como desfiles y ceremonias hacen que el festival tenga una estética visual increíble; la luz y los colores invaden la ciudad y crean un paisaje realmente fascinante.

Las velas son colocadas fuera de comercios y casas, al igual que las flores, y las personas se saludan entre sí y se unen para celebrar.

festival-luces-tailandia_4El tradicional festival es visitado por turistas de todo el mundo que se suman a esta filosofía de despedir el año dejando atrás todo lo malo y recibiendo la luz de lo que está por venir.

Despedir lo viejo, celebrar lo nuevo: el increíble festival de luz en Tailandia