Visto: 295 veces

Publicado el: Martes, 11 de octubre del 2016

El vino de HELLO KITTY existe y esto es todo lo que tienes que saber si quieres encontrarlo

Sociedad Saltillo / Buena Mesa / imujer.com

nt-plantas_relax_2Ciudad de México.- Ahora Kitty se ha convertido en un VINO… Sí, eso mismo. En un vino. 

Amada por algunos, temida por otros tantos que creen en la leyenda de su creación. Si hay un ser de ficción que prácticamente ha dominado el mundo, es esta adorable gatita japonesa creada por Sanrio. Desde las animaciones hasta todos tipo de objetos en el mundo que llevan su cara.

Ya pasaron 40 años desde que Yuko Shimizu diseñó a Hello Kitty y ahora le ha llegado el turno de tener su propia línea de vinos.

Hello Wine

captura-de-pantalla-2016-10-11-a-las-6-34-58-p-m

Sanrio se unió a la bodega italiana  Torti Winery y así nació una línea de vinos dedicada a Hello Kitty. Con base en la uva que es especialidad de la familia, pinot nero, para sus vinos rosè y en la uva pinot noir para sus variedades de vino blanco.

Las cinco variedades de vinos en las que la familia Torti viene trabajando desde 2007 están ahora disponibles en un único y beneficiado lugar, Antonello Ristorante.

captura-de-pantalla-2016-10-11-a-las-6-35-04-p-mAsí que si eres fanático de Hello Kitty y del vino, y estás planeando unas vacaciones por Estados Unidos, será mejor que te apuntes un paseo por Santa Ana, California. 

 



Más videos >

nt-festival-luces-tailandia_1Ciudad de México.- Uno de los festivales más populares de Tailandia es el Yee Peng Lantern Festival, también conocido como el Festival de las Luces, en Chiang Mai.

Este festival se celebra en el norte de Tailandia cada año, en la luna llena del duodécimo mes lunar del calendario tailandés, que normalmente cae en noviembre. Yee Peng es un festival budista que marca el cambio de estación y se centra en dar la bienvenida a nuevos comienzos.

La celebración para un comienzo próspero

festival-luces-tailandia_2

Para este festival, las personas se reúnen con el fin de elaborar unas cestas flotantes hechas a mano, que se conocen como krathong, además de seleccionar flores, varitas de inciensos y velas.

Los kathrong son hechos de bambú o de un tallo de plátano y una vela. Son liberados en el río Ping o en los fosos de la ciudad, en un ritual que tiene como objetivo despedirse de lo viejo y darle la bienvenida a lo nuevo. En todo este proceso, la luz cumple un rol clave.

Las personas suelen sentarse a orillas del río, recitan sus plegarias y piden sus deseos antes de dejar el kathrong. Se cree que el deseo se cumplirá si la vela de la cesta se mantiene encendida.

Además de los kathrong, también se libera al cielo lo que se conoce como khom loy, que son linternas que se liberan para la buena suerte.

Un festival lleno de luz y color

festival-luces-tailandia_5

Cientos de cestas iluminadas, así como desfiles y ceremonias hacen que el festival tenga una estética visual increíble; la luz y los colores invaden la ciudad y crean un paisaje realmente fascinante.

Las velas son colocadas fuera de comercios y casas, al igual que las flores, y las personas se saludan entre sí y se unen para celebrar.

festival-luces-tailandia_4El tradicional festival es visitado por turistas de todo el mundo que se suman a esta filosofía de despedir el año dejando atrás todo lo malo y recibiendo la luz de lo que está por venir.

Despedir lo viejo, celebrar lo nuevo: el increíble festival de luz en Tailandia